In-sufrido fuego




Hacia fines de los años ochenta e inicios de los noventa, el Perú atravesaba por uno de sus momentos más difíciles: la crisis económica y el “fujishock”, la violencia política y el inicio de la dictadura. Todo ello había “… convertido a la sociedad peruana en una cloaca infernal”, según afirmaba entonces el manifiesto de Kloaka, grupo de poetas jóvenes que reaccionaron violentamente ante esta situación. Uno de los esos jóvenes escritores era Domingo de Ramos (Ica, 1960), acaso el que más ha destacado por la solidez y originalidad de su obra, que acaba de ser publicada por el Fondo Editorial del Congreso en el libro In-sufrido fuego. Poesía reunida (1988-2011).

Esta poesía continúa la corriente narrativa y coloquialista de las generaciones anteriores, pero la lleva al extremo: por un lado apelando al lenguaje urbano “marginal”, con su carga de incorrección gramatical y diglosia; por otro, abordando las vivencias del alcohol y las drogas consumidas por los jóvenes, que son descritas apelando a una retórica neo-vanguardista en la que abundan las imágenes. Y todo ello en un discurso torrencial, poemas extensos que ocupan varias páginas, y que a partir de Erótika de klase (2004) incluyen hasta textos en prosa y sin ningún signo de puntuación.

In-sufrido fuego reúne los diez poemarios publicados por Domingo de Ramos, desde Arquitectura del espanto (1988) hasta Cartas desde la azotea (2011). Además, se incluyen valiosos estudios críticos sobre esta poesía, escritos por Gonzalo Portocarrero, José Antonio Mazzotti, Víctor Vich y Luis Fernando Chueca; así como una serie de ilustraciones hechas por artistas plásticos representativos de esa época. En suma, un destacable aporte del Fondo Editorial del Congreso para la difusión de la poesía peruana contemporánea.